×

Agricultura familiar está en su peor momento, dice exministro Molinas

  • Compartir

Agricultura familiar está en su peor momento, dice exministro Molinas

La agricultura familiar campesina está pasando actualmente por uno de sus peores momentos en la historia de nuestro país, porque no existe ningún rubro de renta que dé ánimo para cultivar, sentenció el exministro de Agricultura y Ganadería y actual asesor técnico de la Unión de Gremios de la Producción, ingeniero agrónomo Alfredo Molinas, en el programa, “Economía y Más”, de ABC Cardinal.

“La pequeña agricultura actualmente está pasando por su peor momento, porque no hay un solo rubro que proporcione un poco de expectativa a la gente que vive de cultivos. Hay una depreciación en el agro y varios factores adversos que afectaron al algodón, sésamo, caña dulce, etc.”, expresó el ingeniero agrónomo Alfredo Molinas, a ABC Cardinal.

Molinas comentó que el sector de la caña dulce está muy mal porque de 140.000 hectáreas de cultivos, unas 80.000 hectáreas no están siendo cosechadas porque el bajo precio no da márgenes que puedan compensar el esfuerzo que conlleva.

“Creo que con el precio actual de la caña dulce, descontando los costos, la venta de la cosecha estaría dejando solo G. 10.000 por hectárea”, estimó.

Respecto al algodón, dijo que además de la caída de los precios y de la productividad de los cultivos, lo que hizo que decayera radicalmente el rubro fue la suerte de mafia que manejaba el renglón.

El extitular del MAG también hizo alusión a la gran disminución del cultivo del sésamo, que se había posicionado como reemplazo del algodón, tras la disminución de su área de siembra.

Recordó que en la campaña agrícola 2007/2008, se cultivaron unas 120.000 hectáreas de sésamo, mientras que actualmente la superficie se estima en un poco más de 25.000 hectáreas, acorde a las bolsas de semillas que fueron distribuidas por las empresas del rubro.

Mencionó que el retroceso del volumen de cosecha del sésamo en los últimos años hizo que varias empresas exportadoras cambiaran de rubro y se dedicaran entre otras cosas, como la producción ganadera en el Chaco, aunque algunas simplemente se fueron a la quiebra.

El entrevistado informó que ya en el 2008, solo existían unas 80.000 personas que se dedicaban a la producción agrícola como ingreso exclusivo de renta.

Recordó que dicha conclusión se tuvo mediante el sistema de entrega de subsidios directos que implementó durante su administración, que denominó “certificados agronómicos”.

El mismo defendió el tipo de subsidio estatal que denominó “apoyo directo desconectado”, tal como el que implementó en el MAG durante su gestión. Argumentó que dicho tipo de ayuda sirvió para que los productores, con apoyo de extensionistas, pudieran adquirir las semillas o insumos que juzgasen mejores en calidad y precio.

“Hoy no hay un solo rubro que tenga respaldo oficial ni de nadie, entonces algunos campesinos salen con motocarros a cosechar mazorcas de maíz de parcelas mecanizadas de sus vecinos, la situación es dramática”, señaló al comentar casos de robos. También consideró que el declive del campo se aceleró en el sector campesino por el cierre de programas fundamentales como el de “Manejo y Conservación de Suelo”, y los errores en reestructuración institucional.

Fuente: ABC