×

Senado aprobó retenciones a la soja pero Ejecutivo vetará el tributo

  • Compartir

Senado aprobó retenciones a la soja pero Ejecutivo vetará el tributo

El Senado aprobó carga impositiva a la soja que implica un 10% a las exportaciones del país, sin embargo el Ejecutivo confirmó que vetará el tributo. 

El proyecto, presentado en la Cámara Alta por la bancada del Frente Guasu, del ex presidente Fernando Lugo, fijaba inicialmente un impuesto a todos los granos. Pero fue modificado para que sólo sea para la soja. Además, en lugar de una tasa del 15%, como se había establecido, será del 10 por ciento.

Referentes del sector productivo rechazaron la medida y recurrieron a medidas de fuerza como tractorazos en varios puntos del país. En algunas localidades hubo cortes intermitentes de rutas, como en el kilómetro 25 de la Supercarretera de Hernandarias, departamento de Alto Paraná. Al reclamo también se sumaron camioneros, según consignó ese periódico.

El viceministro de Ganadería, Marcos Medina, había confirmado a El Agro que el gobierno no validaría la propuesta del Congreso dado que «estamos en contra de cualquier impuesto que pueda desvirtuar nuestra competitividad». Asimismo, aseguró que cuentan con los «argumentos suficientes para revertir cualquier decisión».

Desde la Asociación Rural del Paraguay entienden que la aprobación del Senado “es traída de los pelos” y sería un «impuesto muy peligroso» ya que se está trabajando sobre premisas “muy falsas, como por ejemplo el monocultivo”. Por tanto, exhortaron a ser «más responsables y no hacer pactos políticos sobre situaciones económicas” porque detrás de la soja «hay toda una cadena productiva».

Mientras que la Unión de Gremios de la Producción (UGP) alertó al presidente Horacio Cartes, en una reunión mantenida esta semana, a no apostar en «políticas erradas que funcionaron mal en otro países y que se buscan implementar en Paraguay».

Héctor Cristaldo, vocero de la UGP, aseveró que «no se debe improvisar» con la aprobación del Senado porque «puede causar un daño enorme en la economía».

Fuente: El Agro