×

Entre Martillos remata invernada con un sistema de ventas “sin precedentes” para la ganadería

  • Compartir

Entre Martillos remata invernada con un sistema de ventas “sin precedentes” para la ganadería

Entre Martillos se prepara para un remate de animales de invernada con un sistema de comercialización “sin precedentes” para la ganadería paraguaya: los compradores van a pujar en guaraníes por kilo.

Aún sin definir la oferta, las consignatarias estiman que el próximo miércoles 6 de mayo se ofrecerán entre 4.000 y 5.000 cabezas en una venta cien por ciento televisada. Se transmitirá por Canal Pro y retransmitirá por Facebook e Instagram de Valor Agro.

“Es un sistema que está implementando en los países de la región. Entendemos que es una forma de venta justa para el comprador y el vendedor, porque se paga y se recibe por los kilos que realmente se venden”, explicó a Valor Agro Mauro Fernández, martillero de El Rodeo.

Los animales estarán en su totalidad certificados por Codega, El Rodeo y Ferusa. “Una vez se baja el martillo el comprador podrá optar por el peso de certificación o pesar previo al embarque, la decisión deberá ser tomada dentro de las 24 horas de cerrada la compra”, subrayó Fernández y sumó: “Se pagarán por los kilos reales de venta”.

El gerente de Codega, Christian Heinichen, comentó a Valor Agro que la oferta a comercializar no está confirmada al momento, pero la cifra será muy cercana a las 5.000 reses. “En alto porcentaje serán animales jóvenes, pero también pasarán por pantalla lotes de vacas y vientres preñados”, sumó.

Heinichen agregó que las compras podrán ser contado o, para aquellos clientes con carpetas autorizadas de las consignatarias, con plazos para el pago.

Por su parte, la directora de Ferusa, Mariel Coronel, expresó a Valor Agro que el remate se desarrollará en un momento de incertidumbre para la ganadería, sin embargo resaltó las oportunidades para los compradores. “Se oferta un alto porcentaje de animales jóvenes, muchos con pocos kilos por el impacto de la seca y con posibilidades de sumar más peso, en un negocio con perspectivas muy optimistas en el mediano plazo”.

Y explicó: “Las señales actuales del mercado no son las más alentadoras para revertir el estado de ánimo del ganadero, pero hay que pensar que es un negocio de mediano y largo plazo por las condiciones naturales de los animales, y, una vez sorteada la crisis sanitaria, la demanda de carne tiene un futuro muy alentador”.

Fuente: Valor Agro.