×

Insisten en urgente construcción de nueva embocadura para salvar al Pilcomayo

  • Compartir

Insisten en urgente construcción de nueva embocadura para salvar al Pilcomayo

Argentina autorizó los trabajos dentro de su territorio, pero no se llevan a cabo, por lo cual el gremio rural solicitará una reunión urgente con el Gobierno para analizar la situación.

El Gobierno Nacional no debería demorar un día más para poner en marcha la construcción de un nuevo canal de entrada de aguas del río Pilcomayo al Paraguay, y de esa forma evitar la inminente “muerte” del cauce, que ahora nuevamente presenta un problema grave por el taponamiento del único punto de entrada, habilitado a principios de este año.

“En su momento, la ARP ha sentado postura sobre la situación actual, en el sentido de que en cualquier momento se podía volver a colmatar la embocadura por la acción de los sedimentos, que es lo que está pasando ahora, y pidió la intervención de la Cancillería Nacional para solicitar la autorización de la Argentina para poder excavar una segunda embocadura”, afirmó el Dr. Eusebio Manuel Cardozo, representante de la ARP ante la Comisión del Pilcomayo.

Ante las consultas del Departamento de Prensa, explicó que el vecino país no puso reparos y autorizó los trabajos dentro de su territorio para que entre el agua en territorio paraguayo, pero pasaron los meses y el proyecto no se llevó a la realidad.

“Realmente no sabemos qué pasó, porque la Comisión del Pilcomayo no se ha vuelto a reunir desde febrero pasado”, recalcó el Dr. Cardozo.

Sostuvo que, en vistas a la situación presentada, y a la posibilidad latente de que la falta de agua en territorio paraguayo ocasione nuevamente un drama ambiental de consecuencias desastrosas –como ha ocurrido el año pasado- la ARP solicitará en la próxima semana una reunión urgente de la referida Comisión, presidida por el Ing. Óscar Salazar.

“Necesitamos tener a mano un informe formal de las acciones realizadas, por qué se ha llegado nuevamente a esta situación peligrosa, y qué respuesta tienen a la propuesta de la ARP de construir una nueva embocadura”, apuntó el directivo rural.

Con relación a expresiones del Ing. Salazar, quien dijo a la prensa que no disponen de presupuesto para obras complementarias, el Dr. Cardozo sostuvo que los recursos deben pedirse a tiempo, dando a entender que la Comisión ha dejado pasar ese trámite sin justificación aparente.

De acuerdo a los datos, la segunda embocadura debería ser construida a escasos kilómetros del punto de acceso de agua actual, conocida como “Pantalón”.

“Es una zona que, según estudios, tiene una pendiente de 2 metros, que consideramos suficiente para la entrada normal de agua, sin los inconvenientes actuales de la primera embocadura causados por los sedimentos”, puntualizó el directivo de la ARP.

Explicó que con las dos embocaduras en funcionamiento, el Chaco tendrá asegurada la entrada de agua durante gran parte del año, lo cual seguramente significará un alivio para las poblaciones y los productores instalados en el entorno, que dependen del agua del Pilcomayo para vivir.

Fuente: ARP